EL ROL DEL PEATÓN

EL ROL DEL PEATÓN

Desde el punto de vista del peatón, el cumplimiento de las normas de tránsito puede salvar vidas, principalmente en zonas densamente pobladas y, por ende, con tráfico considerable.

Se debe educar a los peatones osados o distraídos acerca de los riesgos inherentes al tránsito.

El peatón es un protagonista principal del tránsito, y acciones como cruzar la calle en los lugares habilitados para ello o en los pasos de peatones, respetar el cambio de luz de los semáforos y no exponerse en horas o lugares donde la visibilidad o las condiciones climáticas son desfavorables, puede significar la diferencia entre ser o no atropellado por un vehículo.

 En la mayoría de los casos, si el conductor advierte al peatón cuando está muy cerca, es muy poco lo que podrá hacer para no embestirlo. Por lo tanto, es muy importante que, desde temprana edad, el individuo se integre a los procesos educativos referentes a la responsabilidad como peatón en la vía pública.

 

El control y las sanciones adecuadas son herramientas válidas dentro del conjunto de medidas para fortalecer la seguridad vial. Sin embargo, conviene mencionar que en algunas sociedades se ha implementado un sistema de multas al peatón por no respetar las reglas del tránsito y que, en general, estas medidas no han tenido éxito.